Los efectos del envejecimiento

Guarderías para Abuelos en Querétaro - Centros de Cuidado para Enfermos - Actividades Recreativas para Adultos Mayores
Los efectos del envejecimiento
 
A medida que nos hacemos mayores y vamos envejeciendo sufrimos una serie de modificaciones morfológicas y fisiológicas que suponen una disminución de la capacidad de adaptación y de respuesta.  

Tras ello comienza el proceso de deterioro de los órganos y de sus funciones asociadas. Este envejecimiento es normal y natural y debemos entenderlo como parte del proceso vital que vivimos.

Acontecimientos que ocurren en el proceso de envejecimiento
  • Pérdida de la capacidad visual.
  • Déficit auditivo progresivo.
  • Pérdida de la elasticidad muscular, de la agilidad y de la capacidad de reacción refleja.
  • Alteración en los ritmos del sueño.
  • Degeneración de estructuras óseas: aparición de deformaciones, osteoporosis, artritis reumatoides.
  • Aparición de demencias seniles y pérdida de la capacidad de asociación de ideas.
  • Pérdida progresiva de la fuerza muscular y de la vitalidad. Distensión de los tejidos de sostén muscular por efecto de la gravedad.
  • Aumento de la hipertensión arterial.
  • Pérdida de la capacidad inmunitaria.
  • Pérdida progresiva de los sentidos del gusto y de la audición.
  • Pérdida progresiva de la libido.

Además aparecen una serie de cambios psicológicos que vienen determinados por una serie de acontecimientos propios de la edad, como por ejemplo la jubilación, las enfermedades crónicas, los nuevos roles que tienen que desempeñar o la pérdida de seres queridos.

La adaptación a estos cambios depende de varios factores, como por ejemplo la influencia de las propias experiencias vividas, el contexto educativo y social en el que vive la persona, sus relaciones con el entorno y la actitud con la que se afrontan estos acontecimientos.

Los cambios psicológicos incluyen los cambios a nivel afectivo, cognitivo y la modificación de la propia personalidad.

Cambios afectivos
  • Proliferación del interés por los pensamientos y los sentimientos interiores.
  • El sentimiento de autoestima puede verse afectado negativamente por las enfermedades, las pérdidas de seres queridos y los cambios físicos, sociales y económicos que puede sufrir la persona.
  • El mantener unas buenas relaciones sociales y una red óptima de apoyos es un factor de protección ante las pérdidas de seres queridos que se producen durante esta época. Además las relaciones satisfactorias ayudan a la persona a afrontar los acontecimientos estresantes y a prevenir la depresión.

Cambios cognitivos
  • La vejez normal se caracteriza por un ligero deterioro cognitivo que surge de forma gradual.
  • Aparece un cierto enlentecimiento en la comprensión de la información que depende de los órganos de los sentidos, y un enlentecimiento a la hora de dar respuesta a la información recibida.
  • Se enlentece y dificulta el aprendizaje de nuevas tareas.
  • En cuanto a la capacidad de atención y concentración se mantienen en las tareas simples, pero estas capacidades se ven afectadas cuando se trata de realizar tareas más complejas.

A partir de los 60 años son frecuentes las pérdidas leves de memoria, en parte por la pérdida de atención y en parte a consecuencia de un registro inadecuado de los acontecimientos. El tipo de memoria que se ve más afectado es la denominada memoria reciente. La memoria remota se conserva prácticamente intacta.
En cuanto a la personalidad, hay diferentes factores del carácter del individuo que se pueden ver afectados, perdiéndose o acentuándose a medida que la persona se hace mayor:
  • La introversión.
  • La rigidez.
  • La desconfianza y el egoísmo.
  • Las actitudes hipocondriacas.
  • La indiferencia.

Por todos estos motivos es muy importante promover una vejez activa, satisfactoria y competente que transcurra con las mejores condiciones posibles para la persona. El tener una vejez activa disminuye la probabilidad de enfermar y fomenta un alto funcionamiento físico y funcional, alto funcionamiento cognitivo y afectivo y con un gran compromiso con la vida y la sociedad.

Este tipo de vejez es la más deseable, porque significa un mantenimiento en la medida de lo posible de las cualidades de la persona. Según indican algunos estudios, lograr envejecer bien depende, hasta en un 75% de nuestros hábitos y de la actitud con la que se afrontan estos cambios.

   
Fuente: lifeder.com
01 Dec 2017
Keywords: Guarderías para Abuelos en Querétaro - Centros de Cuidado para Enfermos - Actividades Recreativas para Adultos Mayores

Eventos


Más eventos

Videos



Ver más videos

Noticias

Galería
Galería de Hacienda Vida Plena - Casa de asistencia y cuidado para adultos mayores en Querétaro



Noticias

Todas las noticias